Martes 20 de Agosto del 2019



Blas Gallardo estará expectante de una destitución de Miguel Tito en La Quiaca

12/06/2019


 “Respondemos al pueblo, a los que nos eligieron”, respondió Blas Gallardo, intendente electo en los comicios del pasado domingo en La Quiaca, al ser consultado si el Frente Todos por La Quiaca, está o no alineado políticamente con el Partido Justicialista. En ese sentido, apuntó que su presidente en medios quiaqueños declaró “no apoyar nuestra candidatura” y dijo que hasta el 10 de diciembre cuando asuma su función, estará expectante “de lo que pueda generar el Concejo Deliberante” y “lograr la destitución del intendente para cuidar los bienes del municipio”.

Gallardo y todos los que se identificaron con el Frente Todos por La Quiaca, se sorprendió por la excelente elección efectuada, de profesión bioquímico son escasos sus antecedentes en política a sus 45 años de edad, aunque siempre estuvo involucrado en el trabajo social a través del Movimiento Evita “que apoyé y no milité”. Para el domingo “impusimos una candidatura desde el pueblo, nadie de Capital vino a imponernos nada” y “convergimos dentro de un justicialismo con la Lista 209 que fue colectora”, especificó.
Cuando conformaron el frente pretendían presentarse como un partido municipal, pero los tiempos no les dieron y buscaron apoyo poniendo énfasis “en la justicia social, hablamos con Adrián Mendieta a través de la Liga de intendentes y apoyamos su candidatura a gobernador”. Después de lo sucedido en el Partido Justicialista y Julio Ferreyra, “caímos como colectora”; y a la consulta si es justicialista, aclaró: “Las raíces nuestras son independientes, basados en una justicia social”.
A que cree que los quiaqueños lo votaron para ser el próximo intendente, consideró que pasó por la cuestión de la renovación, “la gente está harta de esos viejos apellidos en la política como Tito o Alejandra Elías quien representa a la UCR y posee varias elecciones de por medio. Nosotros propusimos eso, una renovación y mostrar que hay una política buena, basada sobre todo en los intereses del pueblo y no una política sucia como la que nos enseñaron”.
Más adelante, reconoció que “estábamos convencidos que hacer una muy buena elección y que pelearíamos cabeza a cabeza con el oficialismo municipal”, pero “nos sorprendió el porcentaje que logramos”. Hasta ayer, Gallardo estaba pendiente de los resultados finales ya que existía la posibilidad que ingresaran de sus tres concejales; dos ya están adentro y uno de Quiaqueños (la lista que encabezó Miguel Tito).
En sus declaraciones, aseguró que ni el gobernador Gerardo Morales ni el presidente del PJ, lo llamaron para saludarlo por su triunfo; confesó que los vecinos le solicitaron “un corte de boleta” en la categoría diputados provinciales porque “había un ex intendente que es muy rechazado (refiriéndose a Dante Velásquez). Al plantearle si el presidente del PJ respaldó su presentación, respondió que en medios quiaqueños, Rubén Rivarola expresó “no apoyar nuestra candidatura”.
Por último, afirmó que en el Frente Todos por La Quiaca “respondemos al pueblo, a los que nos eligieron” y que hasta el 10 de diciembre cuando deba asumir, estará expectante “de lo que pueda generar el Concejo Deliberante (sobre Miguel Tito). Hay hechos de corrupción que están en la Justicia y si se pudiera lograr la destitución del intendente me parece importante para cuidar los bienes del municipio que es patrimonio de todos los quiaqueños”. 




RELACIONADAS





EN TITULOS






E-mail: contacto@elpregon.com
Todos los derechos reservados © 2019


DIARIO EL PREGON © 2015 Todos los derechos reservados.