Lunes 17 de Junio del 2019



Encuentran los restos de una mujer prestigiosa del imperio incaico en el Pucará

21/01/2019


Nuestra fortaleza jujeña, el Pucará, es el testigo clave del descubrimiento arqueológico realizado por un grupo que viene trabajando en el norte y logró este hallazgo inesperado que es el mas completo encontrado sobre los Omaguacas.

La Dra Clarisa Otero, líder del equipo de investigadores del Instituto de Ecorregiones Andinas (CONICET-UNJu) Instituto Interdisciplinario Tilcara-FFyL-UBAt, aclara que el esqueleto fue descubierto en noviembre de 2016, trabajaron durante estos dos años permanentemente y ahora es cuando tienen datos concretos. Agregó que el hallazgo fue fortuito porque los investigadores "escavan espacios habitacionales y no buscamos restos humanos".

Los restos están colocados en posición genuflexa y está junto a una diversidad de piezas cerámicas, una pata de lagarto, huesos de animales, cuentas de collar, placas de metal, un tubo de hueso que podría ser  un instrumento musical que funcionaba como ofrenda mortuoria, pigmentos, bloques de pedernal y un mortero con adherencias de mineral de cobre.

Tenía aproximadamente 30 años, cuando el promedio de vida era de 25 años, con su dentadura completa y bien alimentada. En lugar de ser enterrada, quedó expuesta en un patio de arcilla como ocurría con el culto de veneración a los ancestros", señala Otero. Indicó también que “esta mujer ha sido importante dentro de los grupos de poder y prestigio, por el tipo de ofrendas que tenía. Suponemos que venía escapando del flagelo de la conquista y se trata de una persona de jerarquía y de autoridad”

Su muerte se sitúa entre el colapso del imperio Inca y el período hispano-indígena, es decir, el momento previo a que el español ocupe la región NOA, a fines del siglo XVI d.C. 

En la concepción andina sobre la muerte, el cuerpo de los difuntos estaba presente en la vida cotidiana, e incluso participaban en los rituales para la toma de decisiones políticas. Los ancestros eran los responsables de generar el bienestar de las personas y propiciar la fertilidad

Es posible que esta mujer estuviera expuesta como un ancestro para procurar la supervivencia y recibir asistencia ante distintas inclemencias. Por su destacado ornamento posiblemente tuvo un rol importante dentro de la sociedad. “Si bien sabemos que sus primeros años de vida no transcurrieron en la Quebrada, debido al tipo de ofrendas que recibió y la ubicación donde fue colocado su cuerpo, su papel hacia el interior de la comunidad no debió ser menor. Esta mujer quizás formó parte de un grupo de elite oriundo de otra región del Tawantinsuyu, que pudo trasladarse y asentarse en la Quebrada buscando refugio ante la embestida española”, sostiene la investigadora.

¡Hallazgo Histórico!




RELACIONADAS





EN TITULOS






E-mail: contacto@elpregon.com
Todos los derechos reservados © 2019


DIARIO EL PREGON © 2015 Todos los derechos reservados.