Domingo 05 de Julio del 2020



China y Rusia sumados a la condena internacional

China y Rusia, tradicionales aliados de Corea del Norte, se sumaron ayer al generalizado rechazo de la comunidad internacional el nuevo ensayo misilístico de Pyongyang, que llevó a que el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas (ONU) sesione para analizar eventuales sanciones a pedido de Estados Unidos, Japón y Corea del Sur.

13/02/2017


China y Rusia,  tradicionales aliados de Corea  del Norte, se sumaron ayer al generalizado rechazo de la comunidad internacional el nuevo ensayo misilístico de Pyongyang, que  llevó a que el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas  (ONU) sesione para analizar  eventuales sanciones a pedido de  Estados Unidos, Japón y Corea  del Sur.
El lanzamiento de un nuevo misil norcoreano durante las primeras horas del domingo volvió a  aumentar la tensión en la región,  y provocó el alineamiento de la  comunidad internacional que,  con sus matices, condenó la prueba.
El propio secretario general de  la ONU, el portugués António  Guterres, condenó mediante un  comunicado el lanzamiento del  misil de medio alcance y sostuvo  que “esta acción es una nueva  violación de las resoluciones del  Consejo de Seguridad”.
Además animó a la comunidad  internacional a seguir mostrando  unidad ante esta situación y urgió  a Corea del Norte a tomar “el camino de la desnuclearización”.
“Consideramos el lanzamiento  del misil realizado por Corea del  Norte el 12 de febrero como un  nuevo menosprecio a las exigencias contenidas en las resoluciones del Consejo de Seguridad de  la ONU. Ello es lamentable y no  puede dejar de causar preocupación” sostuvo la cancillería rusa  mediante un comunicado de  prensa difundido ayer.
Moscú, un aliado implícito de  Pyongyang, llamó a “todas las  partes interesadas a hacer gala de  sangre fría y a abstenerse de acciones que conduzcan a una escalada de la tensión” y reiteró el  convencimiento de Rusia de que  la vía político-diplomática es la  única que puede llevar al arreglo  a los problemas de la península  coreana, incluido el nuclear.
El proyectil, lanzado desde la  base de Banghyeon, en la provincia de Pyongang, y que según las  imágenes difundidas por medios  locales, fue monitoreado en persona por el mandatario norcoreano Kim Jong-un, recorrió unos  500 kilómetros antes de caer en  el mar de Japón.




RELACIONADAS

LA POBREZA SIGUE CRECIENDO EN EL MUNDO

Señales positivas de China y España contra el Covid-19








E-mail: contacto@elpregon.com
Todos los derechos reservados © 2020


DIARIO EL PREGON © 2015 Todos los derechos reservados.