Jueves 23 de Mayo del 2019



Recursos Naturales

Con el propósito de mejorar el manejo del suelo y el agua de riego, el día 30 de septiembre en la finca Calsina, ubicada en la Quebrada de Lozano, se realizó una jornada de campo sobre ‘Fabricación de nivel de manguera para su uso en el diseño de surcos con pendientes controladas‘.

02/09/2016


Con el propósito de mejorar el manejo del suelo y el agua de riego, el día 30 de septiembre en la finca Calsina, ubicada en la Quebrada de Lozano, se realizó una jornada de campo sobre ‘Fabricación de nivel de manguera para su uso en el diseño de  surcos con pendientes controladas‘. Fue organizada por la Agencia de Extensión Rural  INTA Perico y el Área de Producción Agropecuaria de la Comisión Municipal de Yala.
 Desde el AER INTA Perico, informaron a Pregón Campo que la temática abordada respondió a temas relevantes y actuales como lo  son el manejo del suelo y del agua  de riego, que deben realizarse de  manera tal de prevenir la pérdida  y el deterioro de los suelos, por  medio de la implementación de  diferentes prácticas conservacionistas. 
En este sentido destacaron que es  una preocupación de las instituciones organizadoras de esta jornada, ‘el deterioro de los suelos,  causado fundamentalmente por  sobrepastoreo, inadecuado, manejo del riego, excesivo laboreo,  extracción de la cobertura vegetal,  etc., es por ello que se ponen la  tarea de promover el uso sustentable de los recursos naturales‘. 
Con respecto al nivel de manguera, explicaron ‘es una herramienta  usada en esta jornada de la cual se  puede decir que es de fácil construcción, los materiales que se emplean son económicos y están disponibles en cualquier comercio  local, ya que se compone de listones de madera, cintas métricas y  unos metros de manguera plástica  transparente. Sobre su uso, se  puede comentar que es muy simple y se aprovecha el fenómeno físico de la presión atmosférica,  fuerza que mantiene el nivel de  agua (que debe contenerse en el  interior de la manguera) a una  misma altura. De existir un desnivel en el terreno, este quedará visible en las cintas métricas del instrumento de medición‘. 
A la jornada asistieron productores interesados, personal de Medio Ambiente del Municipio de  Yala, técnicos, alumnos de la Tecnicatura en Recursos Hídricos, de  la Facultad de Ciencias Agrarias de  la UNJu y de la Facultad de Ciencias Naturales de la UNSa (Metán y  Salta). 
Los objetivos de la jornada ‘fueron  que los asistentes aprendan a fabricar el nivel de manguera e incorporen su uso para la realización de los surcos, de manera tal  que se haga un empleo más eficiente del agua de riego y disminuya la erosión de los surcos‘ remarcaron los técnicos de la AER  INTA Perico. 
Luego de una introducción teórica  brindada por el Ingeniero Agrónomo, Fernando Ledesma quien pertenece al Grupo de Recursos Naturales de INTA, se procedió a la  fabricación de la herramienta y se  comenzaron a realizar las mediciones en el potrero seleccionado.  Al respecto señalaron ‘El lote presentaba irregularidades naturales,  particularidades propias del pie de  una ladera. Las pendientes encontradas eran muy pronunciadas, ya  que variaban desde un 3 a un 5%,  por lo tanto, los participantes,  plantearon la necesidad de buscar  pendientes menores, determinadas por los cultivos y las labores a  realizarse y también por las precipitaciones que se producen en la  zona en la época estival, momento en que se presentan con mayor  intensidad‘. 
Finalmente, ‘se convino trazar una  línea para realizar el surcado con  pendientes entre el 0,6 y 0,8%. Estas pendientes buscadas se fundamentan en que los surcos deben  ser trazados de tal manera que al  conducir el agua de riego (o de  lluvia) lo hagan de manera no erosiva además de cumplir con su  función principal que es regar de  manera eficiente‘, agregando que  ‘una de las razones principales  que impulsan este tipo de práctica  es el hecho de que en general  existen en todos los sistemas productivos, problemas de erosión  hídrica‘, hicieron notar. 
Subrayaron que ‘los encargados  de fabricar y usar el nivel de manguera fueron los asistentes a la jornada de capacitación. Ambas actividades fueron efectuadas con entusiasmo y dinamismo‘. 
Por último expresaron con satisfacción ‘el balance de la jornada  fue positivo ya que los asistentes  se mostraron muy interesados y  participaron exponiendo sus conocimientos, dudas y aportes. Está  previsto por los organizadores  continuar con este tipo de charlas  técnicas junto a otras que traten  temas de interés de los productores y de la comunidad de la zona‘,  finalizaron.
AGENDA NACIONAL DEL INTA 
Reunidos en el barrio porteño de  San Telmo, las autoridades del INTA  junto con los representantes de los  ministerios de Agroindustria, Desarrollo Social, Ambiente y Ciencia y  Tecnología, empresas, cámaras de  productores y académicos reflexionaron recientemente sobre la agenda  que guiará el accionar del INTA y se  plasmará en un Plan Estratégico Institucional (PEI) 2015-2030.
Ricardo Negri Secretario de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación resaltó el importante rol del instituto como marco para la expansión  de la agroindustria. ‘Nuestro compromiso es con el desarrollo sostenible en cada uno de nuestros espacios  territoriales y, pensando en el 2030,  el INTA debe brindar apoyo y soporte para que esto sea posible‘, dijo.
En este sentido, invitó a ‘sentir el  INTA como propio‘ y pensarlo como  herramienta de proceso y desarrollo  futuro e instó a todos los actores a  formar parte del planeamiento estratégico de forma permanente y tomarlo como una oportunidad.
De acuerdo con el funcionario, desde la mirada del ministerio, los ejes  que el INTA debe llevar adelante y  profundizar en la planificación de su  gestión son el máximo potencial productivo en cada uno de los espacios  territoriales; la diferenciación y el  agregado de valor; la competitividad  y la transparencia en cada una de las  cadenas; el arraigo y el desarrollo territorial y la seguridad e inocuidad  alimentaria.
Por su parte, Amadeo Nicora  -presidente del INTA- destacó el  acompañamiento del Ministerio de  Agroindustria en la discusión del  PEI y agregó: ‘Este es un proceso  abierto y participativo que involucra  a los distintos estamentos sociales y  a organizaciones públicas y privadas  para la construcción de una agenda  compartida que guiará las líneas de  acción del INTA de cara al futuro‘.
En el marco de los 60 años que  cumple la institución, Héctor Espina  -director nacional del INTA, recordó  que desde su creación el instituto tuvo una profunda vinculación con el  sector. ‘Hoy los actores se han actualizado pero la participación es un legado en el origen mismo del INTA‘,  afirmó. ‘Su fortaleza son las más de  2 mil personas que participan en el  INTA como control social y legitimarios de los procesos‘, expresó.
Ante la complejidad y la incertidumbre que plantean los escenarios  futuros, Espina resaltó que ‘la generación de plataformas de interacción  y la creación de redes articuladas,  como forma de hacer en conjunto,  será la manera de abordar las problemáticas propias de los sistemas de  innovación‘.
Finalmente, Mariano Bosch  -vicepresidente del INTA- destacó el  espacio y lo consideró como una  continuidad del plan anterior (PEI  2005-2015) donde ‘hoy existe la  oportunidad de revisar y reformular  los instrumentos programáticos que  serán parte de nuestra hoja de ruta‘.
Del encuentro participaron, por  parte del Ministerio de Agroindustria, Oscar Alloatti - secretario de  Agricultura Familiar, Beatriz ‘Pilu‘  Giraudo -coordinadora de Políticas  Públicas para el Desarrollo Sustenta-ble y representantes de Senasa, autoridades de la Sociedad Rural Argentina (SRA), Confederaciones Rurales Argentinas (CRA), Fede-ración  Agraria Argentina (FAA), la Confederación Intercooperativa Agropecuaria (Coninagro), Asocia-ción Argentina de Consorcios Regionales de  Experimentación Agrícola (Aacrea),  de las cadenas de cultivo -Maizar,  Acsoja, Aagir, Argentrigo- y cámaras, entre otros.
El Instituto Nacional de Tecnología  Agropecuaria (INTA) fue creado el 4  de diciembre de 1956 por medio del  Decreto Ley 21.680/56. 
El organismo nació con la finalidad de “impulsar, vigorizar y coordinar el desarrollo de la investigación y extensión  agropecuaria y acelerar, con los beneficios de estas funciones fundamentales, la tecnificación y el mejoramiento de la empresa agraria y de  la vida rural”.
En la actualidad, y luego de distintas modificaciones en la Ley de Ministerios, su dependencia es bajo la  órbita Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca.
Durante los primeros años la investigación se organizó agrupando el  trabajo por producto o por disciplina.  
La extensión y la transferencia de  tecnología, a su vez, determinaron la  necesidad de instalar Unidades de  Extensión Rural distribuídas en todo  el territorio nacional para atender las  necesidades de los productores del  sector.
A principios del 2000, la Ley  25.641 restituyó al INTA las atribuciones conferidas por la Ley de creación del organismo.
En la actualidad, el INTA representa un aporte clave al sector agropecuario, agroalimentario y agroindustrial. La investigación y el desarrollo  son los pilares de trabajo que toman  cuerpo en el Plan Estratégico Institucional (PEI) donde se despliega una  visión de largo plazo. 




RELACIONADAS





EN TITULOS






E-mail: contacto@elpregon.com
Todos los derechos reservados © 2019


DIARIO EL PREGON © 2015 Todos los derechos reservados.