Martes 18 de Febrero del 2020



Lula da Silva con un pie en la cárcel tras el fallo de la Corte

Luiz Inacio Lula da Silva quedó ahora con un pie dentro de la cárcel y fuera de las elecciones de octubre, para las que era el gran favorito. La mayoría del Supremo Tribunal Federal (STF) se inclinó ayer por rechazar el recurso de habeas corpus preventivo que había pedido el expresidente para poder apelar en libertad ante las instancias superiores.

04/04/2018


 Luiz Inacio Lula da Silva quedó  ahora con un pie dentro de la cárcel y  fuera de las elecciones de octubre,  para las que era el gran favorito. La  mayoría del Supremo Tribunal Federal (STF) se inclinó ayer por rechazar el recurso de habeas corpus preventivo que había pedido el expresidente para poder apelar en libertad  ante las instancias superiores.

Aunque todavía faltaba que voten  seis de los once jueces de la Corte,  cuatro de los cinco votos emitidos ya  (Edson Fachin, Alexandre de Moraes, Luis Roberto Barroso y Rosa Weber) lo hicieron a favor de mantener  la jurisprudencia actual -establecida  en 2016- por la cual una persona  condenada en segunda instancia debe empezar a cumplir su pena de reclusión.
 En el caso de Lula, serán 12  años y un mes de prisión en cuanto se  de la orden de detención. Se daba por  descontado el apoyo a esta postura  del juez Luiz Fux y de la presidenta  de la Corte, Carmen Lucía Antunes  Rocha, quienes ya habían revelado  su intención de negar el habeas corpus al exmandatario. La gran incógnita del día era cómo votaría Weber,  quien finalmente se expresó en contra de conceder el recurso y definió  así una mayoría.
‘Los tribunales deben uniformizar  sus jurisprudencias y mantenerlas estables, íntegras y coherentes. 
No hubo, al menos hasta el momento, una  revisión. Mi voto es en el sentido de  denegar el recurso‘, dijo el magistrado Edson Fachin al iniciar la sesión,  marcada por una tensión in crescendo en los últimos días, con manifestaciones y choques entre simpatizantes del máximo líder del Partido de  los Trabajadores (PT) y sus opositores.
Por temor al enfrentamiento de manifestantes a favor y en contra de Lula, el centro de Brasilia, donde se encuentra la sede del STF, amaneció  ayer con las calles cortadas y una  fuerte presencia policial. 
El perímetro de la Corte también había sido  vallado para evitar disturbios.
Ahora, una vez que se terminen de  definir algunos detalles administrativos del proceso, que pueden demorar  algunos días, la orden de detención  de Lula deberá ser firmada por el  juez federal de primera instancia  Sergio Moro, en Curitiba. Fue Moro  quien en julio de 2017, en el marco  de la Operación Lava Jato, halló culpable a Lula de corrupción y lavado  de dinero por haber recibido de la  constructora OAS un departamento  tríplex en Guarujá como soborno en  especie a cambio de garantizarle a la  empresa jugosos contratos con la estatal Petrobras durante su gobierno  (2003-2010). 
El exmandatario apeló  el fallo, pero el 24 de enero, un Tribunal Regional Federal en Porto  Alegre ratificó la sentencia y extendió la pena original de nueve años y  medio de prisión a 12 años y un mes.  
La inclinación de la Corte por negar  ese beneficio es considerada una victoria de las investigaciones anticorrupción de la Lava Jato. 




RELACIONADAS





EN TITULOS






E-mail: contacto@elpregon.com
Todos los derechos reservados © 2020


DIARIO EL PREGON © 2015 Todos los derechos reservados.