Lunes 21 de Octubre del 2019



Preocupa a la Iglesia las adicciones a las drogas

La Iglesia reclamó al Gobierno que declare la “emergencia nacional en adicciones”, para evitar más muertes de jóvenes a causa de las drogas, y advirtió que la problemática del consumo es “un espiral destructivo que se lleva la vida de miles de chicos”.

07/11/2016


El documento, en el que se pide que  los pacientes que necesitan medicamentos a base de cannabis “puedan  tenerlos”, fue dado a conocer al término de la reunión de delegados diocesanos de la Comisión Nacional de  Pastoral de Adicciones y Drogadependencia, que desde ayer sesionó en  una casa salesiana de Ramos Mejía y  presidió el sacerdote José María “Pepe” Di Paola.
“Por todas las muertes y tragedias  familiares a lo largo de todo el país,  por el padre Juan Viroche y todos los  que dan la vida en esta lucha es que  este equipo pide la sanción de la  emergencia nacional en adicciones y  reclama a todos los niveles del Estado, medios y religiones se comprometan en este reclamo que no puede  esperar”, aseveró la Comisión, y  agregó: “Ni un pibe menos en Argentina por causa de la droga”.
“No queremos la droga en nuestros  lugares y apoyamos todos los esfuerzos para erradicar el narcotráfico,  pero sería bueno poner el foco en los  circuitos financieros, porque el narcotráfico también tiene CEOs que  saben tanto de drogas como de comunicación y lobby”, sostuvo la  Iglesia en el documento.
La Iglesia consideró que en este  contexto es “impostergable escuchar  la voz de pibes con epilepsia refractaria que en el aceite de cannabis encuentran medicina y que le corresponde al estado proveerla gratuitamente”, pero ratificó el rechazo de la  Iglesia a las “políticas liberales que  reclaman el derecho de cultivar, tener o consumir drogas”




RELACIONADAS





EN TITULOS



19/10/2019

GRILLA CULTURAL

19/10 09:50

19/10/2019

Obra tucumana en El Pasillo

19/10 10:12




E-mail: contacto@elpregon.com
Todos los derechos reservados © 2019


DIARIO EL PREGON © 2015 Todos los derechos reservados.