Jueves 17 de Enero del 2019



Políticas de Medio Ambiente

En la actualidad, sin embargo, con el advenimiento de la agricultura sistemática, una tensión parece haber comenzado a surgir entre ambos. Pero en la provincia de Jujuy, la Fundación Proyungas y la empresa Ledesma, demostraron que es posible producir y conservar el medio ambiente. En el entendimiento ‘que no hay producción eficiente, ni comunidad de personas con el bienestar como denominador común, sin el medio ambiente como aliado‘.

03/06/2016


 En la actualidad, sin embargo, con  el advenimiento de la agricultura  sistemática, una tensión parece  haber comenzado a surgir entre  ambos. Pero en la provincia de Jujuy, la Fundación Proyungas y la  empresa Ledesma, demostraron  que es posible producir y conservar el medio ambiente. En el entendimiento ‘que no hay producción eficiente, ni comunidad de  personas con el bienestar como  denominador común, sin el medio  ambiente como aliado‘. 

En este sentido, el Presidente de la  Fundación Proyungas, Ing. Alejandro Diego Brown, considera que  ‘la sociedad argentina cada vez,  paulatinamente, posee más conciencia sobre la importancia del  ambiente y sobre conceptos como  la sostenibilidad‘. Sin embargo, ‘se  moviliza y está sensibilizada sobre  estos conceptos pero con una llamativa carencia de contenidos técnicos, con una aproximación más  sentimental y basada en palabras  claves que vinculan y potencian  su sensación sobre los problemas  ambientales de la Argentina: cambio climático, deforestación, tala,  contaminación, caza furtiva, pérdida de biodiversidad, capa de  ozono, soja, gases de efecto invernadero, etc‘. 
Pero la falta de elementos técnicos  en la comprensión de los temas  ambientales ‘motiva una comprensión limitada de la magnitud y relevancia de los temas con que son  abordados en la expresión mediática, que sin duda debería ser más  profesional en los temas ambientales‘. Además se instaló en la sociedad, ‘en gran parte vinculado  con el desconocimiento e información fragmentada y no jerarquizada, la idea de que las actividades productivas van en detrimento  de la condición ambiental‘. Sin  embargo, ‘en gran parte de nuestro territorio la situación es diferente y existen muchos ejemplos  de magnitud, que muestran a las  claras las sinergias positivas entre  producción y preservación de la  naturaleza. Muchos territorios asociados a áreas de producción intensiva son resguardados justamente por la propia actividad productiva, que genera las  condiciones socioeconómicas para que las poblaciones locales no  dependan del uso y sobreuso extensivo de los recursos naturales‘.  Estos escenarios virtuosos a escala  de paisajes ‘son denominados por  nosotros como -Paisajes Productivos Protegidos- y tenemos muchos ejemplos a lo largo y ancho  del subtrópico argentino, tal es el  caso de la empresa agroindustrial  jujeña Ledesma‘, aseguró.
De acuerdo con el titular de la  Fundación ProYungas, ‘las Yungas, las poblaciones urbanas y las  fincas productivas de Ledesma  conforman un Paisaje Productivo  Protegido, integrado en la Reserva  de Biósfera de las Yungas, cuya  superficie total es de 1,3 millones  de hectáreas protegidas‘. 
La visión que sustenta este concepto es que las actividades productivas ‘son las generadoras de  recursos económicos que permiten mejorar la calidad de vida de  las poblaciones donde son desarrolladas reduciendo la presión  sobre los sistemas naturales periurbanos, lo que aumenta las  oportunidades para la protección  de la biodiversidad. Por el contrario si estás actividades económicas  desaparecieran, todo el paisaje se  vería afectado en su integridad natural regional‘, afirmo.
La base de la sustentabilidad ‘está  en el entendimiento entre los distintos sectores de la sociedad que  comparten un territorio, en la planificación y ordenamiento de este  territorio y en una más justa distribución de los beneficios, asegurando que todos puedan alcanzar  un nivel de vida adecuado. De esta manera la sustentabilidad no se  puede alcanzar si subsiste la pobreza, la injusticia o la ingobernabilidad‘. Por eso ‘en estos temas la  responsabilidad de los gobiernos  y de las empresas es muy importante, por eso decimos que -la naturaleza necesita de más y mejor  producción-‘, remarcó.
MODELO A SEGUIR
Esta semana, la Fundación Proyungas y la empresa Ledesma, presentaron el ‘Arboretum de Calilegua‘, una  publicación que representa una mirada profunda sobre la diversidad biológica natural y cultivada del  noroeste argentino.
Cabe destacar que la empresa jujeña modelo a nivel nacional por sus  sistema productivo desde sus inicios  buscó compatibilizar su crecimiento  productivo con el cuidado del ambiente y sus ecosistemas. En este  sentido decidió donar las tierras que  componen el Parque Nacional Calilegua en la provincia, que abarca  más de 76.000 hectáreas de yungas.
Desde 2008 trabaja junto con la  Fundación ProYungas en un programa denominado ‘Paisaje Productivo  Protegido (PPP)‘ que consiste en un  programa de acciones destinado a  buscar formas de compatibilizar el  desarrollo con la conservación, basado en la planificación territorial y el  monitoreo de la biodiversidad. Así, 2  de cada 3 hectáreas de las fincas de  la empresa son áreas de reserva privada destinadas a la protección de las  yungas y de su biodiversidad.
En este sentido el titular de la Fundación ProYungas señaló: ‘existe  una percepción general de que las  actividades productivas son contrarias a la persistencia de la biodiversidad. La visión que sustenta el concepto de PPP es que las actividades  productivas son las generadoras de  recursos económicos que permiten  mejorar la calidad de vida y alcanzar  la estabilidad social de las poblaciones donde son desarrolladas‘, aseguró.
Respecto a la publicación que recientemente fue presentada en la Feria del Libro de Buenos Aires, explicó ‘el libro es mucho más que eso, es  un producto de un diálogo fecundo y  positivo entre una ONG (ProYungas) y una empresa agroindustrial  (Ledesma)‘.
Por su parte, Federico Nicholson,  Director de Ledesma, destacó que  este diálogo nació de un conflicto  que se fue transformando en ‘la  oportunidad para poner en valor el  entorno natural de la producción de  caña de azúcar en el entendimiento  que producción y preservación pueden realizarse al mismo tiempo y la  producción de Ledesma es un ejemplo de ello‘.
En la oportunidad, el Ing. Carlos  Luque, Secretario de Desarrollo Productivo y el Ing. Hernán de Arriba,  Secretario de Desarrollo Sustentable  del Ministerio de Ambiente, expresaron que el sistema productivo de la  empresa agroindustrial Ledesma es  ‘un modelo a seguir‘ por los diferentes sectores de la región ‘ya que garantiza el cuidado del medio ambiente‘. 
Este libro fue realizado en honor al  Ingeniero Agrónomo Roberto Neumann (1939-2012) por Alfredo Grau  (UNT), Lucio Malizia (UNJU) y  Alejandro Brown (Fundación ProYungas). Se ha basado en la importante colección de plantas que habitan los jardines de la Sala Calilegua  en Jujuy propiedad del Ingenio Ledesma, la colección arbórea más importante del noroeste de Argentina y  posiblemente del país. Desde ahí se  ha ampliado la visión para incluir la  diversidad de árboles nativos de las  Yungas (Selvas de montaña) y del  Chaco, incluyendo también la importante variedad de árboles que adornan los jardines, plazas y parques de  todo el noroeste.
FUNDACIÓN PROYUNGAS
La Fundación ProYungas es una organización sin fines de lucro que lleva adelante actividades de gestión  para la conservación y el desarrollo  sustentable en la ecorregión de las  Yungas o Selvas Subtropicales de  Montaña y de otras áreas del subtrópico argentino. Si bien la mayoría de  las actividades de la Fundación ProYungas se llevan a cabo en los sectores Norte y Centro de las Yungas  (Alta Cuenca del Río Bermejo, Provincias de Salta y Jujuy), durante los  últimos años ha extendido sus actividades a otras áreas del subtrópico argentino (Yungas de Tucumán, Bosques chaqueños de las provincias de  Formosa y Chaco; Selva Paranaense  de la provincia de Misiones; humedales de la provincia de Corrientes;  sectores puneños y altoandinos del  noroeste argentino). ProYungas nació en el año 1999 sobre la base de  un grupo de profesionales de formación biológica. 
En la actualidad, desarrolla actividades regionales orientadas a la conservación ambiental y fomento de la  producción sustentable a lo ancho  del subtrópico argentino. La Fundación ProYungas mantiene un estrecho vínculo de trabajo con instituciones académicas del país y del extranjero con el objetivo que sus  decisiones estén basadas en la mejor  información técnica disponible.
Su misión: Vincular los diversos  actores territoriales (organismos estatales, ONG’s, instituciones académicas, empresas, ciudadanos, etc.)  para que desde sus diversos ámbitos  se involucren activamente en acciones de conservación de la biodiversidad y de desarrollo sustentable de las  ecorregiones del Subtrópico Americano manteniendo los valores ambientales, culturales y sociales.




RELACIONADAS





EN TITULOS

17/01/2019

SAN JUAN DE QUILLAQUES

Fortaleciendo comunidades de la Puna

17/01 10:41

17/01/2019

PALPALA

Entrega de Unidades Alimentarias en Palpalá

17/01 10:46

17/01/2019

TILCARA

Talleres y folclore en el Enero Tilcareño

17/01 10:43






E-mail: contacto@elpregon.com
Todos los derechos reservados © 2019


DIARIO EL PREGON © 2015 Todos los derechos reservados.